Mes: febrero 2012

Hoja de ruta para planificar la comunicación (II): cuestiones previas

Con el diagnóstico en la mano y antes de ponerse a escribir la estrategia de comunicación, los responsables de esta área han de tener en consideración una serie de cuestiones:

–          El mandato de la organización: la comunicación de la organización no sólo reflejará ese mandato sino que lo reforzará. No está de más recordar una frase que los profesionales de la comunicación siempre tienen en boca: “todo comunica”.

Por poner un ejemplo muy claro, si somos una organización ecologista todo el merchandising que se use habría de ser con materiales reciclados.

Todo lo que se haga habrá de reflejar los valores de la ONGD y esto ha de describirse y explicarse en el plan que se va a elaborar.

–          La estrategia global de la organización: porque el plan comunicación estará inserto en esa estrategia integral que la ONGD ha elaborado. Éste será, de hecho, una herramienta más para conseguir los objetivos marcados por la organización, por lo tanto la estrategia de comunicación no se podrá salir del lineamiento básico de la entidad.

–          Diagnóstico y experiencias anteriores: antes de ponerse a redactar el plan, habrá que analizar bien la línea de base de la cual se parte y el diagnóstico que se ha hecho previamente. Es un buen consejo realizar un análisis DAFO (debilidades, fortalezas, amenazas y oportunidades) – aquí encontraréis más información– para tener bien identificados los puntos débiles y fuertes antes de ponerse a escribir.

–          Proyección geográfica: la proyección de la estrategia de comunicación tendrá que ir en consonancia tanto con el mandato de la organización como con la naturaleza de sus proyectos. Si éstos están en regiones periféricas pero la oficina central de la ONG se encuentra en la capital, será pertinente descentralizar la comunicación, demandar la implicación de los técnicos locales y adaptar la estrategia a las características propias de cada región (cultura, tradiciones, lenguaje, etc.)

–          Recabar datos de interés: sobre todo si la estrategia se enmarca en países en vías de desarrollo es importante saber qué acceso tiene la población a los diferentes medios de comunicación.

Hace poco leí que en las zonas rurales de Honduras el 17% de las casas tienen una computadora, el 53% televisor y el 71% radio. En este caso, los propios datos dirigirían claramente nuestra estrategia y los esfuerzos  hacia un lado u otro.

También hay que recabar datos sobre las audiencias de cada medio de comunicación y hacer un mapeo de los espacios ya existentes que dedican su tiempo a cuestiones sociales, de solidaridad y/o cooperación. Aprovechar espacios ya creados con una audiencia más o menos fiel facilitará las cosas a los responsables de comunicación y se conseguirá un mayor impacto.

Pequeñas donaciones significativas

El crowdfounding o donaciones en masa está poniéndose cada vez más de moda. Entre las ONG pequeñas o medianas que rara vez cuentan con una cartera de socios fieles en sus cuotas ha surgido la iniciativa de buscar mircrodonaciones esporádicas o periódicas de personas que sienten afinidad o están sensibilizados en ciertos temas.

Como dicen en mi tierra “tota pedra fa pared”, o lo que es lo mismo, cualquier contribución, por pequeña que sea, es significativa. Es una manera ideal de apotar nuestro granito de arena a causas solidarias y favorecer la independencia de las organizaciones del tercer sector.

Aquí presento un par de iniciativas que he conocido recientemente y que me han parecido verdaderamente interesantes: (más…)